/images/i/patologias/dedo-del-pie-atascado/dedo-del-pie-atascado-sintomas-tratamiento-con-fisioterapia-y-prevencion.png
< Volver a patologías

Dedo del pie atascado: síntomas, tratamiento con fisioterapia y prevención

El dedo gordo del pie es una lesión que se produce cuando se golpea el dedo contra algo. Provoca dolor e hinchazón en el dedo y en el pie. La mayoría de los golpes en los dedos del pie no son graves. Sin embargo, algunos de ellos pueden provocar fracturas de huesos o lesiones en las uñas. El tratamiento con fisioterapia de los dedos del pie golpeados puede consistir en reposo, hielo y analgésicos. Consulte a su médico si el dolor es intenso o no desaparece.

¿Cómo ayuda la fisioterapia?

La fisioterapia puede ayudar a mejorar la fuerza, el equilibrio y la coordinación de una persona después de un accidente cerebrovascular (ACV). También puede ayudar a aliviar el dolor y la ansiedad. La fisioterapia también puede ayudar a mejorar la capacidad de una persona para realizar actividades cotidianas, como bañarse, vestirse y caminar.
¿Qué es un dedo del pie atropellado?

¿Qué es un dedo del pie atropellado?

Un dedo del pie golpeado es un tipo de lesión. Ocurre cuando se golpea accidentalmente el dedo del pie contra un objeto. Es habitual que el dedo se golpee contra un bordillo, el marco de una puerta, la pata de una mesa u otro mueble. La mayoría de los dedos golpeados se sienten mejor después de unos minutos. Pero a veces pueden provocar la rotura de un hueso o daños en los ligamentos y tejidos blandos del pie.

El reposo y los medicamentos para aliviar el dolor ayudan a mejorar la mayoría de los dedos del pie que se golpean. Dependiendo de la gravedad de la lesión, es posible que tenga que acudir a su médico para que le haga una evaluación. Para prevenir un dedo del pie atropellado, utilice un calzado adecuado y evite caminar o correr descalzo.

¿Qué tan común es un dedo del pie que se ha golpeado?

Los dedos de los pies separados son muy comunes. Casi todo el mundo se da un golpe en el dedo de vez en cuando. La mayoría de las veces, esta lesión afecta al dedo gordo o al dedo meñique (el dedo pequeño). Pero se puede dar un golpe en cualquier dedo del pie.

¿Cuáles son las causas del dedo gordo del pie?

¿Cuáles son las causas del dedo gordo del pie?

Esta lesión tan común se produce cuando se golpea el dedo del pie con fuerza contra un objeto. Suele ocurrir cuando corres o caminas sin prestar atención a dónde vas. Puedes golpearte contra un mueble, el marco de una puerta, un escalón, el bordillo o la acera, o incluso contra otra persona.

¿Cuáles son los síntomas de un dedo gordo del pie?

El primer síntoma de un dedo del pie atropellado es el dolor , que puede ser intenso. El dolor suele ser intenso, agudo y repentino, y se produce en el momento en que te golpeas el dedo. El dedo puede palpitar y el dolor puede irradiarse (extenderse) a otros dedos o a todo el pie.

Incluso si no te has roto o esguinzado el dedo, un golpe puede ser muy doloroso. Esto se debe a que los dedos contienen varios nervios y no tienen mucha grasa para amortiguar cuando se lesionan.

El dolor puede mejorar en unos minutos, o puede persistir o empeorar. Llevar un zapato puede ser doloroso o incómodo. Además del dolor, también puedes tener:

  • Sangrado del lecho ungueal o de la uña del pie (si te has lesionado la uña).
  • Moretones , enrojecimiento o decoloración de la piel.
  • Molestias al mover el dedo o al apoyar el pie.
  • Hinchazón.

¿Cómo puedo saber si me he roto el dedo del pie al golpearme?

Por lo general, si el dolor de un dedo del pie que se ha golpeado desaparece al cabo de una o dos horas, es probable que no tenga una fractura ósea . Si puedes caminar sobre él sin cojear, lo más probable es que no esté roto. Es posible que te hayas roto el hueso o que tengas una dislocación articular si el dolor

  • Es intenso.
  • Empeora al mover el dedo del pie.
  • Dura más de uno o dos días.

Los signos de un dedo del pie roto también incluyen:

  • Una curvatura o deformidad en el dedo del pie. Puede sobresalir hacia un lado, hacia abajo o hacia arriba.
  • Sangrado o lesión en el lecho ungueal.
  • Incapacidad para moverlo, caminar o poner peso sobre él.
  • Adormecimiento o debilidad en la articulación del dedo.
  • Moretones o hinchazón graves o persistentes. La piel del dedo puede tener un aspecto azul, morado o rojo.

¿Cómo se diagnostican los dedos de los pies?

El médico le examinará el dedo del pie y le preguntará por sus síntomas. También le preguntará sobre la lesión, incluyendo cuándo y dónde se ha golpeado el dedo.

Si un dedo del pie se ha golpeado causando un dolor severo o si usted tiene signos de una lesión más grave, su especialista puede ordenar un estudio de imagen. Es posible que necesite una radiografía para comprobar si hay fracturas óseas. O su especialista puede recomendar una resonancia magnética si cree que puede haberse lesionado los ligamentos del pie . Los ligamentos son tejidos blandos que conectan los huesos con otros huesos.

¿Cómo se trata un dedo del pie que se ha golpeado?

¿Cómo se trata un dedo del pie que se ha golpeado?

Inmediatamente después de golpearse el dedo, intente masajear suavemente la zona lesionada. Esto puede aliviar el dolor al aumentar el flujo sanguíneo en el dedo. Puedes tomar antiinflamatorios no esteroideos (AINE) de venta libre para el dolor. Para tratar un dedo del pie golpeado, debe utilizar el método RICE. RICE significa:

  • Reposo: No se ponga de pie para que el dedo tenga tiempo de curarse.
  • Hielo: Aplicar hielo o una compresa fría cada 20 minutos para aliviar el dolor y la inflamación.
  • Compresión: Intenta envolver el pie con una venda elástica para disminuir la hinchazón.
  • Elevación: Descansa con el dedo del pie elevado por encima del corazón. Esta posición reduce la hinchazón.

También puede probar el “buddy taping” para sujetar el dedo lesionado. Utilizando cinta adhesiva, sujete el dedo lesionado y el dedo contiguo y envuélvalos con cinta adhesiva. Esta técnica ayuda a que tu dedo se cure con el apoyo de otro dedo. Si crees que puedes haberte roto el dedo, es importante que acudas a tu médico para que te evalúe antes de intentar vendarte el dedo.

El médico puede recomendar el uso de una bota para caminar durante varias semanas para permitir que el dedo se cure. Es posible que necesite fisioterapia para recuperarse. Las lesiones graves pueden requerir una reparación quirúrgica.

¿Cómo es el tratamiento de fisioterapia?

  • Los pacientes pueden requerir cuidado en una unidad de cuidados intensivos neurológicos para controlar la presión arterial y el nivel de consciencia.
  • Pueden necesitar cirugía de emergencia para eliminar el bloqueo en una arteria cerebral o drenar el hematoma cerebral.
  • A menudo se les administran medicamentos para disolver el coágulo sanguíneo y reducir el riesgo de nuevos accidentes cerebrovasculares.
  • La terapia física y el ejercicio pueden ayudar a mejorar la función del lado del cuerpo afectado por el accidente cerebrovascular.
  • La fisioterapia puede ayudar a mejorar la movilidad, la fuerza y el equilibrio.
  • La terapia ocupacional puede ayudar a mejorar las actividades de la vida diaria, como bañarse, vestirse y cocinar.
  • La terapia de lenguaje puede ayudar a mejorar el habla, la deglución y la comprensión del lenguaje.
  • La psicoterapia puede ayudar a manejar el estrés, la ansiedad y la depresión.

¿Cómo puedo prevenir un dedo del pie que se ha golpeado?

Para evitar este tipo de lesiones, debe llevar calzado. Caminar o correr descalzo (o con chanclas) aumenta las posibilidades de sufrir un golpe en el dedo. Lleva un calzado cerrado que te proteja adecuadamente si te golpeas el dedo contra algo.

Incluso cuando tenga prisa, intente tener cuidado. Considere la posibilidad de utilizar una luz nocturna para evitar tropezar con los muebles u otros objetos en la oscuridad.

¿Qué puedo esperar si me tropiezo con un dedo del pie?

La mayoría de los golpes en los dedos del pie no son lesiones graves. La hinchazón y el dolor suelen mejorar en unos minutos u horas. Pero algunos dedos de los pies que se han golpeado pueden provocar la rotura de un hueso o lesiones en los tejidos blandos. Si no se trata, el hueso puede cicatrizar mal, causando dolor a largo plazo y problemas para caminar.

Si te has dañado o cortado la uña al golpearte el dedo, ésta puede infectarse. Una infección de la uña (paroniquia) provoca enrojecimiento, dolor, fiebre e inflamación. En casos muy graves, el hueso puede infectarse ((320)osteomielitis ) y provocar la muerte del tejido óseo.

¿Cuándo debo acudir a mi médico por un dedo del pie que se ha golpeado?

Después de golpearse el dedo del pie, acuda a su especialista médico si tiene:

  • Cambios en el color de la piel, incluyendo hematomas o enrojecimiento severo, o si la piel de la zona tiene un aspecto inusualmente pálido.
  • Dificultad para caminar o para poner peso en el dedo o en el pie.
  • Entumecimiento o debilidad en el dedo o en el pie (esto podría significar que se ha lesionado los nervios).
  • Dolor o hinchazón intensos o que no desaparecen al cabo de unas horas.
  • Signos de infección en el lecho ungueal, como enrojecimiento, pus, picor, sangrado o hinchazón. Acuda a su médico si la uña se engrosa, se decolora o se cae.
  • Si tiene diabetes o un sistema inmunitario debilitado y se ha lesionado la uña al golpearse el dedo, hable con su médico. Las personas con estas afecciones son más propensas a contraer infecciones en los dedos y los pies.

Acuda a su médico inmediatamente si su dedo se ve deformado, torcido o doblado en un ángulo no natural. Si puede ver el hueso después de haberse golpeado el dedo, busque ayuda médica de inmediato.

El resumen de Infitema

Un golpe en el dedo del pie puede ser desde un acontecimiento molesto hasta una lesión grave. El dolor y la hinchazón de la mayoría de los dedos de los pies que se golpean suelen mejorar en unos minutos u horas. Pero el dedo puede tardar más en curarse si el golpe es especialmente fuerte. Si el dolor o la hinchazón persisten durante un día o más, acude a tu médico. Éste evaluará el dedo y el pie en busca de signos de fractura ósea o de lesiones en los tejidos blandos. Para evitar una infección de las uñas, mantenga la zona limpia y acuda a su médico si tiene sangrado o decoloración. Lleve zapatos y utilice una luz nocturna para evitar que se tropiece de nuevo con el dedo.