/images/i/patologias/desgarro-del-musculo-de-la-pantorrilla/desgarro-del-musculo-de-la-pantorrilla-causas-sintomas-diagnostico-y-tratamiento-con-fisioterapia.png
< Volver a patologías

Desgarro del músculo de la pantorrilla: Causas, síntomas, diagnóstico y tratamiento con fisioterapia

Un desgarro del músculo de la pantorrilla es una lesión que provoca un desgarro parcial o completo de los músculos situados detrás de la espinilla. Un desgarro del músculo de la pantorrilla suele causar un dolor repentino e intenso en la pantorrilla y puede impedirle caminar o soportar peso en la pierna. Los desgarros musculares de la pantorrilla suelen curarse con fisioterapia, tratamientos conservadores, pero a veces requieren cirugía.

¿Cómo ayuda la fisioterapia con un desgarro del músculo de la pantorrilla?

La fisioterapia trata de minimizar el dolor y la inflamación del músculo de la pantorrilla mediante el uso de técnicas de masaje, estiramiento y ejercicio. Los fisioterapeutas también pueden utilizar ultrasonido o terapia de calor para tratar el desgarro del músculo de la pantorrilla.
¿Qué es un desgarro muscular en la pantorrilla?

¿Qué es un desgarro muscular en la pantorrilla?

Los músculos de la pantorrilla (el gastrocnemio y el sóleo) se encuentran en la parte inferior de la pierna, detrás de la tibia. Se extienden desde detrás de la rodilla hasta el talón. Estos músculos pueden desgarrarse si se realizan movimientos bruscos que los estiran en exceso. Los desgarros de los músculos de la pantorrilla pueden ser parciales o completos (rotura).

Los músculos de la pantorrilla corren un riesgo especialmente alto de desgarrarse debido a su ubicación entre dos articulaciones — el tobillo y la rodilla. Estos músculos también tienen fibras musculares muy tensas, por lo que son propensos a sufrir lesiones por sobreestiramiento.

¿Quién se desgarra los músculos de la pantorrilla?

Cualquiera puede sufrir una rotura de los músculos de la pantorrilla, pero es más frecuente en:

  • Cualquiera que tenga los músculos de la pantorrilla cortos o tensos y que inicie una actividad física intensa sin el acondicionamiento adecuado.
  • Atletas que practican deportes que requieren saltos o cambios de dirección repentinos, como el baloncesto, el fútbol o el tenis.
  • Personas mayores de 40 años que pueden tener los músculos de la pantorrilla debilitados debido al envejecimiento o a la inflexibilidad.

¿Qué frecuencia tienen los desgarros musculares en las pantorrillas?

Las lesiones de pantorrilla pueden producirse en todos los deportes, pero son más frecuentes en los que implican correr. Las lesiones se producen generalmente cuando los jugadores y los músculos están cansados. Los desgarros del gastrocnemio (músculo cercano a la mitad de la pantorrilla) son más comunes que los del sóleo (más cercano al talón).

¿Qué causa un desgarro muscular en la pantorrilla?

¿Qué causa un desgarro muscular en la pantorrilla?

Un desgarro del músculo de la pantorrilla puede producirse si se estira demasiado la pantorrilla de forma repentina. Los giros rápidos, los saltos o las paradas bruscas durante la práctica deportiva pueden provocar esta lesión. También es posible que se produzcan desgarros con el paso del tiempo si se trabaja en exceso los músculos de la pantorrilla. Las personas que vuelven a hacer ejercicio demasiado rápido después de una lesión anterior en la pantorrilla también pueden sufrir desgarros.

¿Cómo se siente un desgarro muscular en la pantorrilla?

Los síntomas de un desgarro muscular en la pantorrilla pueden ser los siguientes

  • Ausencia de fuerza en la pantorrilla, lo que incluye la imposibilidad de mantener el equilibrio o soportar el peso de la pierna lesionada.
  • Sensación de chasquido o de estallido en la pantorrilla.
  • Dolor repentino en la parte posterior de la pierna, como si alguien le diera una patada en la pantorrilla.
  • Hinchazón y hematomas en el músculo de la pantorrilla.
  • Una hendidura visible bajo la piel en el lugar donde se ha desgarrado el músculo.

En casos muy raros, las complicaciones del desgarro del músculo de la pantorrilla pueden incluir:

  • Síndrome compartimental , o hinchazón grave que impide que la sangre llegue a los músculos.
  • Trombosis venosa profunda (TVP) , o un coágulo de sangre en la profundidad de la pierna.
  • Tromboflebitis superficial , o un coágulo de sangre en una vena cercana a la superficie de la piel.

¿Cómo se diagnostica un desgarro muscular en la pantorrilla?

Su médico le hará un examen físico y revisará sus síntomas. Es posible que le palpe (presione) los músculos de la pantorrilla para comprobar si hay zonas sensibles o hinchadas.

A veces, los músculos de la pantorrilla desgarrados parecen otras lesiones en la parte inferior de la pierna, como Roturas del tendón de Aquiles o un Quiste de Baker reventado. El dolor de pantorrilla que parece un dolor muscular también podría ser un problema vascular grave, como una TVP o un síndrome compartimental. Su especialista podría requerir estudios adicionales cuando el diagnóstico no esté claro.

Su especialista médico puede realizar exámenes de imagen para evaluar los músculos de la pantorrilla:

  • Ecografía con Doppler : Este tipo de ecografía utiliza ondas sonoras para crear imágenes de los tejidos blandos del interior del cuerpo. También registra la forma en que la sangre fluye por el cuerpo. Esta exploración permite a su especialista comprobar si hay desgarros musculares, así como hemorragias internas y coágulos de sangre.
  • RMN: Una RMN muestra imágenes detalladas de los tejidos blandos de su cuerpo. Esta prueba puede ayudar a su especialista a ver la diferencia entre las lesiones musculares y los problemas con sus tendones y ligamentos.
¿Cómo se tratan los desgarros musculares de la pantorrilla?

¿Cómo se tratan los desgarros musculares de la pantorrilla?

Tras confirmar que tiene un desgarro muscular en la pantorrilla, su especialista médico puede recomendarle un tratamiento casero conocido como RICE:

  • Reposo: Cuando sientas dolor en la pantorrilla, deja de hacer actividad física y descansa la pierna. No presione el dolor, ya que puede empeorar el problema. Es posible que tenga que utilizar muletas o llevar una bota durante varios días.
  • Hielo: Ponte una bolsa de hielo o una compresa fría en los músculos de la pantorrilla durante 20 minutos cada dos horas. No aplique el hielo directamente sobre la piel.
  • Compresión: Aplique una envoltura o manga de compresión en la pantorrilla. La compresión ayuda a reducir el flujo sanguíneo a la zona dolorida y a minimizar la hinchazón.
  • Elevación: Levante la pierna en una posición elevada, preferiblemente por encima del nivel del corazón. Apoye toda la longitud de la pierna con almohadas, mantas o cojines.

Hasta que no reciba la autorización de su médico, no lo haga:

  • Aplique calor a la zona lesionada.
  • Masajear la pantorrilla.
  • Caminar, hacer ejercicio o realizar actividades físicas.

También es posible que tenga que mantener la lesión inmovilizada y protegida con una escayola blanda o una bota. Algunas personas necesitan muletas o un dispositivo de ayuda para moverse mientras se cura la lesión.

Después de varias semanas de RICE, el médico puede recomendar la fisioterapia. La terapia puede ayudarle a recuperar la fuerza y la flexibilidad del músculo de la pantorrilla. También puede ayudarle a retomar las actividades cotidianas, como subir escaleras o pisar el acelerador del coche, con menos dolor.

¿Cómo es el tratamiento de fisioterapia para un desgarro del músculo de la pantorrilla?

  • La fisioterapia puede ayudar a aliviar el dolor y la inflamación del desgarro del músculo de la pantorrilla.
  • También puede ayudar a mejorar la fuerza y la flexibilidad del músculo afectado, así como la coordinación y el equilibrio.
  • El tratamiento puede incluir ejercicios de estiramiento y de fortalecimiento, así como técnicas de manipulación y de masaje.
  • La fisioterapia también puede ayudar a prevenir futuros desgarros del músculo de la pantorrilla.

¿Necesitaré cirugía para un desgarro del músculo de la pantorrilla?

Es posible que tenga que operarse de un desgarro muscular en la pantorrilla si

  • Es joven y quiere volver a practicar deportes de competición y actividades de alto impacto.
  • Sigue experimentando dolor en la pantorrilla varios meses después de haber probado tratamientos no quirúrgicos.
  • Tiene un desgarro muscular completo con hinchazón grave o hemorragia interna.

Durante la intervención quirúrgica para reparar un desgarro del músculo de la pantorrilla, recibirá anestesia general . El cirujano realiza una incisión (corte) en la pantorrilla y vuelve a unir los dos extremos del músculo roto con puntos de sutura. Es posible que tenga que permanecer en el hospital durante unos días después de la intervención.

La mayoría de las personas llevan una escayola en toda la pierna durante unas tres semanas después de la intervención. También puede llevar una escayola por debajo de la rodilla durante otras tres semanas. Una vez retirada la escayola, su médico le dirá cuándo puede reanudar la actividad física ligera y comenzar la fisioterapia.

¿Cómo puedo prevenir un desgarro muscular en la pantorrilla?

Puede reducir el riesgo de sufrir un desgarro muscular en la pantorrilla si

  • Dejando que los músculos de la pantorrilla descansen y se recuperen entre los partidos, los entrenamientos o las sesiones de ejercicio.
  • Manteniendo los músculos de la pantorrilla fuertes y acondicionados.
  • Utilizando la técnica adecuada al practicar deportes.
  • Calentando y estirando los músculos de la pantorrilla antes de la actividad física.
  • Utilizar un calzado de apoyo que se ajuste correctamente.

¿Cuál es el pronóstico de las personas con un desgarro muscular en la pantorrilla?

La mayoría de las personas se recuperan completamente de un desgarro muscular en la pantorrilla en unas pocas semanas o meses, dependiendo de la gravedad de la lesión. Aunque es poco frecuente, algunas personas siguen experimentando un dolor prolongado en la pantorrilla incluso después de que se cure la lesión.

Es importante tener en cuenta que incluso una vez que el músculo de la pantorrilla desgarrado se cura, puede haber tejido cicatricial en el músculo. Ese tejido no es tan fuerte como el músculo circundante. Esto supone un mayor riesgo de sufrir futuros desgarros musculares en la pantorrilla y otras lesiones en la parte inferior de la pierna.

¿Cuándo debo contactar con mi médico?

Póngase en contacto con su médico si

  • No puede levantarse de puntillas.
  • No puede caminar ni soportar peso sobre la pierna.
  • Experimentar un dolor intenso o prolongado en la pantorrilla.
  • Tiene problemas para mover el tobillo o la rodilla.
  • Notar hinchazón o hematomas graves en la parte inferior de la pierna, el pie o el tobillo.

El resumen de Infitema

El desgarro del músculo de la pantorrilla es una lesión dolorosa en los músculos situados detrás de la espinilla. Los atletas y las personas mayores de 40 años son especialmente propensos a este tipo de lesión muscular. Los desgarros musculares de la pantorrilla suelen curarse tras unas semanas de tratamientos conservadores, como reposo, hielo, compresión y elevación. En raras ocasiones, puede ser necesaria una intervención quirúrgica.