/images/i/patologias/fractura-de-espinilla/fractura-de-espinilla-causas-sintomas-tratamiento-con-fisioterapia-y-prevencion.png
< Volver a patologías

Fractura de espinilla: Causas, síntomas, tratamiento con fisioterapia y prevención

Los dolores de espinilla son una lesión común por uso excesivo. Esta lesión se produce cuando los músculos y los huesos de la parte inferior de la pierna tiran y se irritan. Los atletas (especialmente los corredores), los miembros del ejército y las personas con osteoporosis tienen una mayor probabilidad de desarrollar dolores de espinilla. Los dolores de espinilla pueden convertirse en fracturas por estrés.

¿Cómo ayuda la fisioterapia?

La síndrome de Klinefelter es una afección genética que afecta principalmente a los hombres. La principal característica de la síndrome de Klinefelter es que los afectados tienen un cromosoma X adicional en sus células. Esto hace que los hombres afectados sean más propensos a desarrollar características femeninas, como pechos agrandados y piel suave. También pueden tener problemas de desarrollo sexual, infertilidad y baja testosterona. La fisioterapia puede ayudar a aliviar algunos de los síntomas de la síndrome de Klinefelter. Por ejemplo, la fisioterapia puede ayudar a mejorar la fuerza muscular, la coordinación y el equilibrio. También puede ayudar a aliviar el estrés y la ansiedad.
¿Qué son los dolores de espinilla?

¿Qué son los dolores de espinilla?

Los dolores de espinilla se producen cuando los músculos y los huesos de la parte inferior de la pierna tiran de su inserción en la espinilla (la (311)tibia ) y ésta se inflama (se irrita y se hincha) y duele. Los deportistas suelen tener dolor de espinillas porque ejercen una tensión repetida sobre la espinilla, los músculos y los tejidos conectivos. Los médicos a veces llaman al dolor de espinillas síndrome de estrés tibial medial, que es un nombre más preciso.

El dolor de espinillas es una lesión muy común por sobrecarga. Con reposo y hielo, la mayoría de las personas se recuperan de los dolores de espinilla sin problemas de salud a largo plazo. Sin embargo, si no se trata, el síndrome de estrés en las espinillas puede convertirse en una fractura tibial por estrés .

¿Cómo se producen los dolores de espinilla?

Los dolores de espinilla se desarrollan por la tensión repetida en el hueso de la espinilla debido a los tirones de los músculos y tejidos conectivos de la parte inferior de la pierna. La presión frecuente y repetitiva al correr y saltar puede hacer que la tibia se inflame (se hinche o se irrite) y se debilite. Cuando el hueso no tiene tiempo de curarse, el daño puede empeorar y causar un dolor intenso. Cualquier persona que comience una nueva rutina de ejercicios o acelere su deporte o actividad demasiado rápido puede ser propensa a desarrollar dolores de espinilla.

¿A quiénes afectan los dolores de espinilla?

Aunque todo el mundo puede padecer dolores de espinilla, algunas personas tienen más probabilidades de padecerlos. Los grupos con mayor riesgo de padecer este tipo de síndrome son los siguientes

  • Los corredores, especialmente los que corren por superficies irregulares o aumentan repentinamente su programa de carrera.
  • Los atletas que practican deportes de alto impacto que ponen en tensión las piernas.
  • Bailarines.
  • Las personas que tienen pies planos , arcos altos o arcos muy rígidos. En esta situación, es posible que sus músculos y huesos no absorban o distribuyan bien la fuerza de las actividades de impacto y carga.
  • Miembros del ejército y personas que marchan o caminan mucho.
  • Las personas que usan zapatos sin soporte cuando hacen ejercicio.
  • Caminar distancias extremas.
  • Cualquier persona con deficiencia de vitamina D subyacente , trastorno alimentario o pérdida de la menstruación normal.
  • Personas con osteopenia u osteoporosis que ya tienen huesos más débiles.

¿Cuáles son los síntomas de los dolores de espinilla?

El síntoma más común de los dolores de espinilla es el dolor en la parte inferior de la pierna. El dolor puede ser de leve a intenso, y la espinilla puede estar sensible al tacto. El dolor de las espinillas puede:

  • Observarse comúnmente en la parte inferior interna de la pierna o en la parte delantera de la espinilla.
  • Empezar como una molestia que va y viene con la actividad y progresar a un dolor constante y persistente incluso después de terminar la actividad.
  • Puede ser un dolor agudo o sordo.
  • Empeora después de la actividad.

¿Cómo se diagnostican los dolores de espinilla?

Los médicos diagnostican los dolores de espinilla mediante una historia clínica completa y una exploración. El médico observará su forma de andar, cómo camina, y le examinará la parte inferior de la pierna, el tobillo y el pie. Un examen completo consiste en mover el tobillo y el pie y detectar la sensibilidad a lo largo del hueso. Ponerse de pie sobre la pierna dolorida o saltar sobre ella puede ayudar a diagnosticar si se trata de un dolor de espinillas o de una fractura por estrés.

Para descartar una fractura por estrés, el médico pedirá primero una radiografía, aunque las fracturas por estrés no se ven en aproximadamente ⅔ de las radiografías simples. Por lo tanto, si su médico está preocupado, puede solicitar una resonancia magnética o una gammagrafía ósea . Estas pruebas permiten a su médico ver si la espinilla se ha convertido en una fractura por estrés, ya que estos tipos de pruebas detectan la lesión antes que una radiografía.

¿Cómo puedo saber si tengo dolores de espinilla?

Si te duelen las piernas o tienes un dolor en la parte inferior de la pierna que empeora después de hacer ejercicio, es posible que tengas dolores en las espinillas. El dolor puede ser agudo o sordo, y puede aparecer y desaparecer. Aunque el dolor de espinillas no es una afección grave, debes acudir al médico para descartar una fractura por estrés.

¿Cuáles son los tratamientos para los dolores de espinilla?

¿Cuáles son los tratamientos para los dolores de espinilla?

Para aliviar los síntomas, hay que dar tiempo a los huesos y músculos para que se curen. Los dolores de espinilla suelen mejorar con una combinación de:

  • Descanso: Tómate un descanso de los deportes, las carreras y otras actividades para dar a tus músculos y huesos la oportunidad de recuperarse. Es posible que tengas que descansar y tomarte las cosas con calma durante unas semanas o más.
  • Hielo: Aplica una compresa fría en las espinillas cada 10 o 20 minutos, tres o cuatro veces al día, durante unos días. El hielo ayuda a aliviar la hinchazón y el dolor de las espinillas.
  • Analgésicos: Los antiinflamatorios no esteroideos (AINE) de venta libre pueden aliviar el dolor y la hinchazón.
  • Suplementos : Un suplemento de vitamina D3 (1000 a 2000 UI diarias) puede ayudar. Hable de los suplementos con su médico.
  • Aumento lento del nivel de actividad: Cuando vuelva a ser activo, comience lentamente. Aumente sus actividades gradualmente para reducir el riesgo de que las espinillas vuelvan a aparecer.
  • Calzado de apoyo y plantillas: Para las personas que tienen pies planos, las plantillas (ortopédicas) pueden ser eficaces para aliviar el dolor de las espinillas. Las plantillas ortopédicas sujetan los arcos y reducen la tensión en los músculos y huesos de la parte inferior de las piernas.
  • Fisioterapia : La terapia puede ser útil, especialmente para ayudar a volver a correr.

¿Cómo es el tratamiento de fisioterapia?

  • El tratamiento de fisioterapia para el Síndrome de Klinefelter implica ejercicios para mejorar la fuerza y la flexibilidad de los músculos.
  • Los ejercicios también pueden ayudar a mejorar la coordinación y el equilibrio.
  • La fisioterapia también puede ayudar a aliviar el dolor y la rigidez en las articulaciones.
  • Los tratamientos de fisioterapia pueden ser administrados en sesiones individuales o en grupo.

¿Cuáles son los efectos secundarios del tratamiento de los dolores de espinilla?

Los efectos secundarios de los AINE son poco frecuentes pero pueden producirse. Suelen producirse sólo después de haber tomado el medicamento durante mucho tiempo. Debe utilizar la dosis más baja durante el menor tiempo posible para minimizar los efectos secundarios.

Los efectos secundarios de los AINEs pueden incluir:

  • Acidez , dolor de estómago y (raramente) úlceras de estómago.
  • Dolores de cabeza, mareos y aturdimiento.
  • Presión arterial alta (hipertensión) .

¿Cuáles son las complicaciones asociadas a las espinillas?

Las complicaciones de los dolores de espinilla son poco frecuentes. Si continúa corriendo o practicando deportes sin dejar que sus piernas se curen, el dolor de espinillas puede evolucionar hacia una fractura por estrés. Una fractura por estrés se produce cuando se forman pequeñas grietas en el hueso. Para tratar una fractura por estrés, los médicos suelen recomendar el uso de muletas o una bota para caminar hasta que los huesos se curen.

¿Cómo se pueden prevenir los dolores de espinilla?

Aunque no siempre se pueden prevenir los dolores de espinilla, se puede reducir el riesgo de padecerlos o de que empeoren. Para reducir el riesgo, puedes

  • Utiliza un calzado de apoyo cuando hagas ejercicio. Las zapatillas de correr deben cambiarse cada 300 millas. Considera la posibilidad de usar plantillas ortopédicas que den soporte a tus arcos. Acércate a una tienda de calzado para correr y habla con ellos para que te ayuden a encontrar la zapatilla o la plantilla adecuada para tu pie.
  • Comience lentamente y aumente su nivel de actividad y su intensidad con el tiempo. Evita los aumentos bruscos de actividad. Siga la regla del 10% y no aumente más del 10% por semana su actividad.
  • Estira los músculos antes de hacer ejercicio para calentarlos.
  • Evita las superficies duras, irregulares o accidentadas cuando corras. Si corres a menudo, considera la posibilidad de añadir ejercicios de bajo impacto (como la natación) a tu programa de ejercicios para que tus piernas descansen del estrés que supone correr. Entrenamiento cruzado y días de descanso.
  • Descansa entre actividades para dar tiempo a que tus músculos y huesos se recuperen.
  • Utiliza el dolor como guía. Si notas dolor en la espinilla, reduce tu nivel de actividad hasta que mejore. No intente forzar el dolor.

¿Las espinillas son permanentes?

Las espinillas no son permanentes. Deberías poder aliviar el dolor de las espinillas con reposo, cambiando la cantidad de ejercicio que haces y asegurándote de llevar un calzado de apoyo. Si el dolor de espinillas no desaparece durante un largo periodo de tiempo, acuda a su médico. Es posible que tenga que someterse a pruebas para detectar fracturas por estrés u otras afecciones que puedan estar causando el dolor. Para evitar que las espinillas vuelvan a aparecer puede ser necesario evaluar la dieta, el calzado, los estiramientos y la flexibilidad.

¿Cuál es el pronóstico para los pacientes que tienen dolor en las espinillas?

La mayoría de las personas que tienen dolores de espinilla se recuperan después de dejar de hacer deporte y actividades. Los dolores de espinilla suelen desaparecer una vez que las piernas han tenido tiempo de curarse, normalmente en tres o cuatro semanas. La mayoría de las personas pueden reanudar su programa de ejercicios una vez que las piernas se han curado. La recuperación de una fractura por estrés lleva más tiempo, por lo que es mejor tratar el dolor de espinillas a tiempo.

¿Cuándo debo llamar a mi médico por los dolores de espinilla?

Debes llamar al médico si el dolor de espinillas es intenso o si no desaparece tras unas semanas de reposo. Llama al médico si tienes las piernas muy hinchadas, rojas o doloridas. Estos síntomas podrían ser signos de una infección o de otra afección.