/images/i/patologias/hiperostosis-esqueletica-idiopatica-difusa/hiperostosis-esqueletica-idiopatica-difusa-dish.png
< Volver a patologías

Hiperostosis esquelética idiopática difusa (DISH)

La hiperostosis esquelética idiopática difusa (DISH) es una enfermedad en la que los ligamentos y los tendones se endurecen. Es un tipo de artritis. Esta enfermedad puede causar dolor, rigidez y disminución de la movilidad. La DISH puede tratarse mediante fisioterapia, cirugía, medicamentos y la aplicación de calor.

¿Cómo ayuda la fisioterapia con la hiperostosis esquelética idiopática difusa?

La fisioterapia puede ayudar a aliviar el dolor y la inflamación asociados con un desgarro del manguito de los rotadores. También puede ayudar a restaurar la fuerza y el rango de movimiento de la articulación de la hombro. A menudo, se utilizan ejercicios de estiramiento y fortalecimiento para ayudar a los pacientes a recuperarse de un desgarro del manguito de los rotadores.
¿Qué es la hiperostosis esquelética idiopática difusa (HED)?

¿Qué es la hiperostosis esquelética idiopática difusa (HED)?

La hiperostosis esquelética idiopática difusa (HED) es un trastorno del esqueleto que provoca la calcificación (endurecimiento) de los ligamentos y tendones del cuerpo. Estas zonas calcificadas también pueden formar espolones óseos (crecimiento anormal de hueso nuevo) que pueden causar dolor, rigidez y disminución de la movilidad.

Aunque la DISH suele afectar a la columna vertebral, también puede producirse en otras zonas del cuerpo. La DISH es un tipo de artritis . También se denomina enfermedad de Forestier.

¿Qué frecuencia tiene la hiperostosis esquelética idiopática difusa (HED)?

La DISH es poco frecuente en personas menores de 40 años. Se desarrolla con más frecuencia en personas mayores de 50 años. Afecta más a los hombres que a las mujeres.

¿Qué causa la hiperostosis esquelética idiopática difusa (DISH)?

¿Qué causa la hiperostosis esquelética idiopática difusa (DISH)?

La DISH está causada por la calcificación y el crecimiento anormal de nuevos huesos. La calcificación se produce cuando los ligamentos y tendones se endurecen debido a la acumulación de sales de calcio. Los médicos no saben con certeza cuál es la causa de estas afecciones.

¿Cuáles son los síntomas de la hiperostosis esquelética idiopática difusa (DISH)?

Algunas personas con DISH no presentan síntomas. Los médicos detectan la enfermedad al examinar las radiografías tomadas por otro motivo.

Cuando los síntomas de la DISH se presentan, incluyen

  • Adormecimiento u hormigueo en las piernas
  • Dolor
  • Movilidad reducida
  • Rigidez
  • Dificultad para tragar o ronquera (cambios anormales en la voz) si la DISH se desarrolla en el cuello

¿Cómo se diagnostica la hiperostosis esquelética idiopática difusa (HED)?

El médico diagnostica la DISH mediante pruebas de imagen, como radiografías y TAC . Estas pruebas permiten al médico ver los crecimientos óseos.

Las pruebas de diagnóstico ayudan a los médicos a descartar afecciones con síntomas similares, incluidos otros tipos de artritis.

¿Cómo se gestiona o se trata la hiperostosis esquelética idiopática difusa (HED)?

¿Cómo se gestiona o se trata la hiperostosis esquelética idiopática difusa (HED)?

El tratamiento no puede detener la calcificación o el crecimiento óseo asociados a la HED. El objetivo del tratamiento es controlar los síntomas y evitar que la enfermedad progrese (empeore).

Las opciones de tratamiento para la DISH incluyen:

  • Aplicar calor : Las compresas calientes pueden aliviar la rigidez y el dolor.
  • Medicación : Los médicos pueden recomendar fármacos para controlar el dolor, entre ellos:
    • Analgésicos de venta libre y antiinflamatorios no esteroideos
    • Inyecciones de corticosteroides
    • Relajantes musculares
  • Fisioterapia : Los ejercicios específicos pueden ayudar a mejorar la movilidad.
  • Cirugía : Los médicos a veces tratan la DISH con cirugía en los casos en que el crecimiento óseo excesivo presiona los nervios o causa problemas para respirar.

¿Cómo es el tratamiento de fisioterapia para la hiperostosis esquelética idiopática difusa?

  • Fisioterapia para desgarros del manguito de los rotadores implica el uso de terapias físicas para ayudar a aliviar el dolor y la inflamación.
  • Estas terapias pueden incluir ultrasonido, masajes, calor o hielo, ejercicios de movilidad y estiramientos.
  • El objetivo es reducir el dolor y la inflamación, y mejorar la movilidad del hombro.
  • En algunos casos, se puede utilizar una terapia física más intensa, como la terapia de electroestimulación, para ayudar a aliviar el dolor y la inflamación.
  • En algunos casos, se puede recomendar una cirugía para reparar el desgarro del manguito de los rotadores. La fisioterapia después de la cirugía ayudará a reducir el dolor y la inflamación, y mejorar la movilidad del hombro.

¿Qué complicaciones se asocian a la hiperostosis esquelética idiopática difusa (HED)?

Si la DISH se desarrolla en el ligamento que recorre la columna vertebral, puede comprimir (presionar) la médula espinal y causar parálisis. Otras complicaciones que pueden experimentar las personas con DISH son

  • Dolor crónico (continuo)
  • Mayor riesgo de fracturas óseas
  • Pérdida de movilidad en la zona afectada
  • Apnea del sueño (trastorno que provoca problemas respiratorios durante el sueño)
  • Problemas para respirar o tragar

¿Puede prevenirse la hiperostosis esquelética idiopática difusa (HED)?

Puede reducir el riesgo de padecer DISH manteniendo un peso y unos niveles de azúcar en sangre saludables. Limitar el uso de medicamentos que contengan vitamina A también puede hacer que sea menos probable que desarrolle la DISH.

¿Cuáles son los factores de riesgo de la hiperostosis esquelética idiopática difusa (DISH)?

Las personas con mayor riesgo de padecer DISH son aquellas que:

  • Tienen 50 años o más
  • Son hombres
  • Tienen diabetes o son obesas
  • Han estado expuestos a niveles elevados de vitamina A durante un período prolongado

¿Cuál es el pronóstico de las personas con hiperostosis esquelética idiopática difusa (HED)?

La DISH no afecta a la esperanza de vida. Muchas personas con DISH pueden controlar con éxito sus síntomas y llevar una vida sana y activa.

Si no se trata, algunos síntomas de la DISH pueden empeorar con el tiempo. Es importante recibir un tratamiento rápido para aliviar los síntomas y evitar que progresen (empeoren).

¿Cuándo debo llamar al médico?

Póngase en contacto con su médico si desarrolla cualquier signo o síntoma de HES.

¿Qué preguntas debo hacer a mi médico?

Si tiene DISH, puede preguntar a su médico:

  • ¿Cómo afectará la DISH a mi vida familiar y laboral?
  • ¿Cuáles son mis opciones de tratamiento?
  • ¿A qué complicaciones debo prestar atención?
  • ¿Cambia la DISH mi probabilidad de desarrollar otros tipos de artritis?

¿Cuándo puedo volver a mis actividades habituales?

Muchas personas con DISH no tienen ningún síntoma. Pueden seguir con sus rutinas como de costumbre.

Si recibe tratamiento para los síntomas, su médico le comunicará cuándo puede volver a sus actividades habituales.